miércoles, 22 de septiembre de 2010

¡O Vamos al Socialismo Democrático y Revolucionario! ¡O la Revolución Bolivariana Fracasara!



Este próximo 26 de septiembre una vez mas el pueblo venezolano, los trabajadores, nos veremos sometido a otro proceso electoral donde tendremos que elegir a nuestros representante y voceros ante el parlamento nacional.






Nuestra organización (SR-CIT), en los últimos años ha mantenido un apoyo critico al gobierno del presidente Chávez y hemos estado desde 1998 inmersos junto al pueblo y los trabajadores en la lucha por una sociedad, distinta, mas justa, igualitaria y equitativa. En este sentido hemos sido defensores incondicionales de las conquistas sociales que el pueblo a logrado a través del gobierno bolivariano.




Al mismo tiempo hemos estado alertando de los peligros de la burocratización del movimiento popular y de la perdida de su independencia e autonomía ante el estado burgués. Lo cual nos colocaba en una desventaja ante una creciente capa de burócratas y reformistas que progresivamente (en términos negativos) están llevando la dirección de  la revolución bolivariana al fracaso, la derrota y restauración con "rostros humano" del sistema capitalista "socialismo del siglo 21".





Hemos sostenido, que sin una organización consciente, política de los trabajadores y el pueblo, no será posible el avance del proceso bolivariano, de igual manera, no tiene casi  probabilidad de éxito ninguna política revolucionaria que no tome en cuenta la conciencia de las masas y la clase trabajadoras, así como sus tradiciones y costumbres; y mucho menos si se intenta hacer política desde arriba, tomando atajos con alianzas políticas de aparatos burocráticos sin raíces en el movimiento popular. Lamentablemente aun no hay partido con esas características en Venezuela. 





“... Si Perdemos la Asamblea Nacional o la Mayoría estará amenazada la revolución, esteremos perdidos...” (Campana PSUV- septiembre 2010)




!Falso!, esta es un vil mentira y manipulación, con todo el respeto que se merece el presidente Chávez,  no es verdad..





El proceso bolivariano ha vivido un periodo  de auge desde los extraordinarios eventos del 2002, hasta la reelección de Chávez en el 2006, sin que esto se haya materializado en un gobierno autentico de los trabajadores y el pueblo; y muchos menos acabado con las actuales estructuras burguesas como la economía y el poder judicial que hoy esta oprimiendo y reprimiendo aun mas a los trabajadores y el pueblo.





Todo lo contrario el gobierno nacional impulso un proceso de reconciliación nacional que nos obligo, nos ha obligado hacer conciliación con una burguesía que es reaccionaria y que solo quiere de nosotros nuestro sudor y sangre.







Además hay que tener en cuenta, que la actual asamblea, ante de los saltos de talanquera de PODEMOS, PPT y algunos dirigentes del PSUV, era y es controlada totalmente por el PSUV que se autoproclama el partido de la revolución; y los resultados no han sido un salto cualitativo al socialismo o profundización de la revolución, si no todo lo contrario.





Es por eso que hoy vemos que gracias a esta incapacidad de la dirigencia burocrática y reformista chavista que hoy controla la mayor parte del estado, la derecha casi inexistente hace 4 anos, hoy se presenta con claras opciones de ganar importantes espacio en el parlamento y en consecuencia en el escenario político nacional.





Defendemos el Derecho al Voto.





Nosotros, creemos que es importante defender el derecho al voto, es un derecho democrático que se ha ganado a través de largas luchas, donde muchas vidas se han perdido por conseguirlo. Sin embargo, no por ello debemos caer en la farsa y trampa de la democracia burguesa que argumenta que la participación y la democracia social se expresa, limita, con la voluntad de un voto popular.





Desde estas perspectivas, Socialismo Revolucionario considera que aun se mantiene diferencias entre la “derecha tradicional” respecto al “gobierno bolivariano”; mas no con el estado; ya que este no solo es dirigido por el sector bolivariano si no también por la burguesía a través de su monopolios económicos. 





Como trabajadores tenemos todavía mas capacidad para influenciar en la situación policita con un gobierno bolivariano, que con un gobierno de la derecha, quien sin duda, van a trabajar en contra de la clase trabajadora y también van a aniquilar los derechos ganando en estos últimos 11 anos.





En tal sentido ante el eventual avance de la derecha tradicional y del reacomodo y consolidación de los sectores burocráticos, reformistas y contrarrevolucionarios dentro del movimiento bolivariano y chavista; ante la ausencia de una alternativa de izquierda revolucionaria independiente de los trabajadores y el pueblo.





Hacemos el llamado al voto por la izquierda, al voto por el socialismo, que se expresa en voto critico por el PSUV, y por las  demás organizaciones políticas que se ubican en la izquierda de la derecha tradicional.





Que significa el voto por la izquierda, el voto por el socialismo




Significa en primer lugar defender el programa socialista de los trabajadores y el pueblo; y hacer frente a la manipulación y ofensiva ideológica de la derecha al decir que el actual gobierno es un régimen comunistas y marxistas. Manipulación que sabemos la hace desde La perspectiva de que el marxismo y el comunismo como aspiración máxima de la sociedad oprimida es algo malo y negativo contra la sociedad.





Todo lo contrario, no habido en la historia de la sociedad moderna el comunismo, y mucho menos el actual gobierno es un gobierno marxista revolucionario, silo fuera ya tanto la derecha como los burócratas y corruptos chavistas ya estuvieran en los sótanos de la historia.





En segundo lugar debe se un voto por la izquierda; para la gran mayoría del movimiento popular, el  pueblo y los  trabajadores este es un gobierno de izquierda; aun con sus políticas anti populares de los últimos anos con claros vicio stalinistas, ha permitido y mantiene la posibilidad de debatirnos abiertamente y luchar entre revolucionarios por una perspectiva hacia el socialismo revolucionario y democrático. Además, de algunas políticas progresiva de participación popular en asuntos públicos del estado, aunque bajo esquema y métodos burocráticos.





En tercer lugar no estamos dando un voto incondicional al PSUV, todo lo contrario estamos planteando que el voto por la izquierda no solo se expresa en algunos dirigentes del PSUV honestos y revolucionarios, sin no también en otras plataformas políticas donde hayan opciones y alternativas que se acerquen o representen, el interés de los trabajadores y el pueblo.





Esto significa, no caer en la oferta hipócrita de la derecha, que abiertamente no cree en el socialismo y por lo tanto no defiende los interés de los trabajadores y el pueblo, significa darle un ultimátum al chavismo y a la izquierda revolucionaria.





Por una lado al chavismo defender un autentico programa revolucionario; y por otra que la izquierda salga  de su letargo y construya, plantee, una verdadera y autentica plataforma política independiente de los trabajadores y el pueblo.





En este sentido demandamos con el llamado al voto por el socialismo democrático y revolucionario lo siguiente:







1. Que cada diputado perciba no mas que el salario de un trabajador-obrero calificado, es decir de 3 a 5 salarios mínimos, y que sea público.





2. Que los diferentes candidatos que se revindica de la izquierda, PSUV, PCV, USI, etc., se pronuncien con contundencia y acción militante sobre la criminalización de la protesta social, el sicariato, la privación de  libertad de  luchadores sociales y revolucionarios y la derogación de leyes aprobada por la actual asamblea que violan el derecho a la huelga.





3. Exigimos que todas la nacionalizaciones y expropiaciones sobre medios de producción hechas por el gobierno nacional, sean puestas de inmediato bajo el control democrático de los trabajadores y el pueblo organizado; para el desarrollo de una economía panificada desde abajo, con comités elegidos democráticamente y con carácter de revocabilidad inmediata de su voceros o representantes.





4. Que se pare, se acabe el intento de control social del estado hacia los movimientos sociales y órganos del poder popular, no es revolucionario pretender dotar de leyes construidas desde la burocracia, y menos controlar las comunas y consejos comunales, así como las demás expresiones organizativas del movimiento popular, bajo esquema burocráticos del poder burgués.





5. Que de inmediato a la instalación del nuevo parlamento se inicie un gran debate nacional desde las bases de los movimientos sociales, sobre las leyes mas transcendentales y de impacto social que no fueron ejecutadas por la actual Asamblea Nacional como son: la Ley para el Derecho al Trabajo, la Ley para el Derecho a la Salud y Seguridad Social.





6. Hacemos un llamado al pueblo trabajador y revolucionario, compañeros y compañeras, no será suficiente ganar nuevamente el parlamento, este, como parte de las instituciones burguesas y capitalista tiene sus limitaciones, solo con la organización consciente desde abajo con un poderoso programa revolucionario socialista, democrático, será posible llegar a la revolución triunfante.




!Fuera los Burócratas, Corruptos y Reformistas del Gobierno Bolivariano!




!Ni un paso atrás para permitir el avance de la  derecha hipócrita y capitalista!




¡por un Gobierno y Estado autentico de los Trabajadores y el Pueblo!




!Necesario es compañeros(as), reorganizar desde bajo el movimiento popular revolucionario, con autonomía e independencia política de clase, para derrotar el avance de la  contrarrevolución política dentro del gobierno y el estado; y la derecha tradicional!




!Por una Partido Autentico Revolucionario de los Trabajadores y el Pueblo!



Este 26 de septiembre Vota y defiende el Socialismo Revolucionario y Democrático.


Contáctanos y organicemos la lucha por el Socialismo revolucionario y Democrático





SOCIALISMO REVOLUCIONARIO CIT VENEZUELA.










No hay comentarios.: