martes, 18 de enero de 2011

¿Hostigamiento homofóbico o aplicación de la justicia en Alcaldía Bolivariana?



Por:-  Yonatan Matheus Director General de Venezuela Diversa. 

Caracas16ene2011:- Leandro Villoria un joven de 23 años, comerciante y vocero del Bloque Socialista Unido de Liberación Homosexual por el estado Anzoátegui –colectivo que supuestamente pertenece al PSUV-, se encuentra desde el dia 12 de mes en curso en señal de protesta encadenado a un banco de la Plaza Simón Bolívar (en la localidad de San José de Guanipa) en huelga de hambre, cansado y harto de los abusos cometidos por su orientación sexual.

Villoria es propietario de una local comercial que expende licores, el cual ha pertenecido por años a sus familiares, manifiesta que desde hace ya un tiempo está siendo hostigado por funcionarios de la Alcaldía Bolivariana del Municipio Guanipa administrada por Pedro Martínez del PSUV,  INDEPABIS, la Policía Municipal y la Guardia Nacional Bolivariana, quienes en menos de un año procedieron a cerrarle más de 40 veces su establecimiento sin razón aparente alguna más que la de su condición homosexual.
Villoria expresa “yo solo quiero que me dejen trabajar, me están llevando a la quiebra” acusa directamente al alcalde de homofóbico e hipócrita por declamarse “socialista” y no tener nada de esta palabra e ideología política, “yo luché junto a Pedro en su campaña para que fuera alcalde, le conseguimos votos y hoy representa una réplica exacta de los protagonista de la IV republica”.

Funcionarios de la Defensoría del Pueblo han hecho seguimiento a este caso buscando mediar entre las partes y con el objeto de velar por el respeto a los derechos humanos del joven. Por otro lado cabe mencionar que los principales voceros del llamado Bloque Socialista Unido de Liberación Homosexual conocedores del caso han permanecido en silencio y no han mostrado ninguna señal de solidaridad con Villoria.

Por su parte Villoria también refirió que desde hace más de un año han venido impulsando la participación comunitaria y el trabajo político para que dicha alcaldía apruebe una ordenanza que prohíba y condene la discriminación por orientación sexual e identidad de género en el municipio sin que reciban ninguna respuesta gubernamental al respecto y donde la exclusión se hace cada vez más visible y el temor a denunciar de las personas afectadas está muy presente.

No hay comentarios.: